logo_medicina
Síguenos

Asociaciones de padres de niños trans, sobre el anteproyecto de ley catalana: “Es insensato”

La califican de “incoherente con los cambios que el Consejo General de Colegios Médicos de Cataluña introdujo en su código deontológico"

Compartir
Asociaciones de padres de niños trans, sobre el anteproyecto de ley catalana: “Es insensato”
@freepik

Por Julia Porras

24 de enero de 2024

Tras la presentación por parte de Tània Verge, consejera de Igualdad y Feminismos de la Generalitat de Cataluña, del anteproyecto de la ley trans que permitirá, entre otras medidas, a los menores de hasta 12 años decidir su cambio de sexo sin la autorización de sus padres o tutores legales, realizándolo a través de un mediador, las reacciones no se han hecho esperar. Psicólogos, asociaciones de niños con disforia de género y otras entidades alertan del peligro de esta ley.

Las familias de la Asociación de Madres de Adolescentes y Niñas con Disforia Acelerada (AMANDA) en Cataluña, representan el 40% de las personas hormonadas del total nacional,  ha emitido un comunicado donde asegura que este anteproyecto es “imprudente e insensato”. En un contexto internacional como el actual, donde muchos países están reorientando decisiones sobre atención a todas las personas con disforia y con incongruencia- y sobre todo menores- hacia la prudencia, “que Cataluña se descuelgue con un anteproyecto que busca facilitar el tratamiento médico sobre otros aspectos es preocupante”, explican. Y es que, tal y como contaba para Medicina Responsable la psicóloga Elena Daprá, esta medida puede ser contraproducente, poque a esa edad “algunos niños aún no tienen su identidad de género construida”.

Desde la asociación defienden que “hasta la OMS se ha pronunciado recientemente diciendo que no se pueden realizar afirmaciones tan claras en relación con los menores porque no hay evidencia de lo que va a pasar a largo plazo con dichos menores”.

En cuanto a la figura del mediador que contempla el anteproyecto cuando los menores no tengan la autorización de los progenitores, desde la asociación explican que “esta legislación iría en contra de la patria potestad. “Con 12 años, el menor puede decidir y se puede presionar a los padres con la figura del mediador. Una mediación se hace entre iguales y en este caso un menor de doce años va a tener la misma capacidad de decisión que sus padres”.

Por último, en cuanto al punto del anteproyecto de ley que pretende incluir una tercera casilla, denominada “no binario”, en el sexo de los documentos administrativos, junto a los de hombre y mujer, AMANDA asegura que “damos otra vuelta de tuerca más para obviar la importancia de la biología con la aparición del tercer sexo en la identidad”.

Es un anteproyecto, concluyen, “incoherente con los cambios que el propio Consejo General de Colegios Médicos de Cataluña introdujo en su código deontológico, en el que se hablaba de la necesidad de una evaluación interdisciplinar, de aplicar la prudencia en el caso de los menores”.

Médicos, también en contra

El anteproyecto de ley catalán va más allá de la Ley Nacional, impulsada por Irene Montero al frente en esos momentos del Ministerio de Igualdad, y que aprobó el Congreso en el mes de febrero. Una ley con la que, ya en aquellos momentos, las sociedades científicas y médicos se mostraron críticos. Tal y como declaraba para Medicina Responsable la doctora Luisa González, vicepresidenta del Colegio de Médicos de Madrid, antes de cualquier decisión es importante realizar una evaluación completa de los menores que quieren cambiar su género en el registro civil. “Los adolescentes están en proceso de maduración y hay una gran presión social en redes para relacionar cualquier malestar con la identidad sexual. Por ello, es fundamental ir a la causa y permitir a los profesionales que hagan una valoración psicosexual, una valoración integral de los adolescentes”.

En esta misma línea, el psicólogo y biólogo Manuel Hernández, presidente de la Asociación Española del Trauma Psicológico, advertía sobre los terribles efectos psicológicos para la asistencia sanitaria a la transexualidad cuando detrás puede haber otros trastornos no tratados. “Estamos viendo dos tendencias: por un lado, que hay una explosión brutal de adolescentes que quieren cambiar de género (que creemos que es debido a que no se gustan a sí mismos y piensan que si cambian su cuerpo cambian su forma de ser). Por otro, se corre el riesgo de que la persona que quiere cambiar de sexo trate de solucionar un caso de identidad de género cuando detrás hay un problema de trastorno límite o de personalidad”.

 



Te puede interesar
impacto-psicologico-social-emocional-acne
El hospital Ribera Juan Cardona recuerda el impacto psicológico y social del acné en adultos
nuevo-programa-rires-semergen
“Ready to research”, programa para desarrollar competencias en investigación de los residentes
espana-operaciones-columna-vertebral-brazo-robotico
Llegan a España las operaciones de columna vertebral con brazo robótico