logo_medicina
Síguenos

“Yo soy del sexo seguro”: la campaña de Sanidad ante el repunte de ITS entre los jóvenes

La iniciativa de prevención incluye un spot para concienciar sobre la importancia de cuidar la salud sexual en un contexto de incremento de infecciones como la clamidia o la gonorrea

Compartir
“Yo soy del sexo seguro”: la campaña de Sanidad ante el repunte de ITS entre los jóvenes
Fotograma de la campaña titulada "Yo soy del sexo seguro". Fuente: Ministerio de Sanidad

Por Juan García

10 de junio de 2024

Según el último estudio del Centro Nacional de Epidemiología, correspondiente a 2022, más del 37% de los nuevos diagnósticos de clamidia corresponden a menores de 25 años y, en el caso de la gonorrea, la cifra supera el 20%. Unas cifras que constatan un aumento ininterrumpido en las últimas dos décadas y que se ha venido acelerando en los últimos años, según ha destacado el director general de Salud Pública, Pedro Gullón, en la presentación de la nueva campaña de prevención del VIH y otras infecciones de transmisión sexual (ITS) promovida por el Ministerio de Sanidad.

La campaña, titulada “Yo soy del sexo seguro”, tiene por objetivo “visibilizar las ITS entre la población joven y fomentar la prevención” para “evitar que en 2030 esto sea un grave problema de salud pública”, según ha destacado Gullón. Estos objetivos, a su vez, se entroncan en torno a cuatro ejes fundamentales: prevención primaria, diagnóstico precoz, reducción de comorbilidades y mejora de la calidad de vida de los pacientes.  Enmarcada en el plan estratégico para la prevención y control del VIH y las ITS en España, 2021-2030, es la primera vez que se incorpora la prevención combinada frente al VIH y otras ITS.

La campaña se fundamenta en un spot en el que aparecen diferentes jóvenes que pronuncian las siguientes frases: "Yo soy del sexo que habla. Yo soy del sexo sin culpa. Yo soy del sexo que respeta. Yo soy del sexo sin infecciones", para acabar diciendo "Yo soy del sexo seguro".

La clamidia y la gonorrea, al alza entre los jóvenes

Según los datos que ha aportado Victoria Hernando Sebastián, investigadora del Centro Nacional de Epidemiología, en 2022, el 10,6% de los nuevos diagnósticos de VIH correspondieron a jóvenes menores de 25 años, siendo los hombres y los extranjeros los colectivos más afectados. La principal vía de transmisión fue a través de relaciones sexuales. Por otro lado, el 37% de estos jóvenes presentaba un retraso en el diagnóstico, lo que indica la necesidad de reforzar la prevención y detección temprana en este grupo de edad.

En cuanto a otras ITS como la sífilis, gonorrea y clamidia, el porcentaje de jóvenes afectados también es significativo, especialmente en el grupo de 20 a 24 años. Las mujeres presentan mayores tasas de incidencia en gonorrea y clamidia, mientras que los hombres son los más afectados por la sífilis.

La presidenta de la Junta Directiva del grupo de estudio de ITS de la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC), María del Mar Vera, ha señalado las claves para la prevención y el tratamiento de estas patologías de forma adecuada en consulta. En primer lugar, ha destacado la pertinencia de una “anamnesis detallada”, es decir, un correcto cuestionario a los pacientes que incluya preguntas específicas sobre sus prácticas sexuales para facilitar un consejo preventivo personalizado.

Una de las cuestiones fundamentales que ha recalcado es la necesidad de tomar medidas específicas para adaptar a los jóvenes la atención sanitaria a la salud sexual. Vera ha detallado en este sentido como sería el ideal de una clínica adaptada a los jóvenes, de manera que fuera “accesible, sin barreras administrativas y amigable”.  Así, apunta que se puede empatizar con los jóvenes, al mismo tiempo que se garantice su confidencialidad a la hora de solicitar información o realizar pruebas y tratamientos.  

La miembro de la SEIMC ha señalado como cada vez se detecta un “inicio más precoz en las relaciones sexuales” y cómo la estigmatización, el desconocimiento y la relativización del riesgo son las principales amenazas para la salud sexual de los jóvenes. También ha argumentado la importancia de hacer programas preventivos y “cribados rutinarios” para detectar aquellas ITS que pasan inadvertidas por “no presentar síntomas”. 

En conclusión, se trata de “promover la salud sexual, en lugar de hablar simplemente de ITS”, un enfoque más global que permita un acercamiento más certero a los jóvenes, de manera que calen mejor los mensajes sobre prevención en este ámbito. 



Te puede interesar
crean-embriones-sin-ovulos-espermatozoides-ni-utero-1661514409505