logo_medicina
Síguenos

Fallece el primer hombre trasplantado con un riñón de cerdo genéticamente modificado

El equipo médico del Hospital General de Massachusetts (EE.UU.) asegura que “no existen indicios de que haya sido el resultado de su reciente trasplante”

Compartir
Fallece el primer hombre trasplantado con un riñón de cerdo genéticamente modificado
Slayman con los doctores Nahel Elias, Tatsuo Kawai y Leo Riella, responsables de su intervención. Fuente: Hospital General de Massachusetts

Por Juan García

13 de mayo de 2024

Richard Slayman, de 62 años, pasó recientemente a la historia por ser el primer hombre del mundo en recibir un trasplante de un riñón de cerdo genéticamente modificado. Poco más de dos meses después de este hito mundial para la medicina, el paciente ha fallecido este sábado. 

El Hospital General de Massachusetts, institución que realizó el trasplante, ha declarado en un comunicado su “profunda tristeza” por este fallecimiento y afirman que su caso “será siempre visto como un rayo de esperanza”. Una muerte “repentina” de la que, según aseguran desde el hospital, “no se tienen indicios de que haya sido el resultado de su reciente trasplante”.

Por su parte, la familia de Slayman ha emitido un comunicado en el que resaltan su agradecimiento al equipo médico responsable de la intervención y que les “reconforta saber que inspiró a tantas personas”. “Después de su trasplante, Rick dijo que una de las razones por las que se sometió a este procedimiento fue para brindar esperanza a las miles de personas que necesitan un trasplante para sobrevivir. Rick logró ese objetivo y su esperanza y optimismo perdurarán para siempre”, afirman sus familiares.

El caso de Slayman

Slayman tenía problemas avanzados de funcionamiento de riñón, lo que le llevó a requerir un trasplante de riñón humano que, tras comenzar a fallar, obligó a buscar alternativas. La disposición del paciente a recibir un xenotrasplante cuando se lo propuso el equipo médico del Hospital General de Massachusetts, “no solo para ayudarme, sino para dar esperanza a miles de personas”, como declaró tras la operación, fue el factor clave para que realizaran el procedimiento. 

Tras una intervención quirúrgica que duró cuatro horas, el trasplante no mostró signos de rechazo y a las dos semanas Slayman pudo recibir el alta. El estadounidense se convertía así en el primer hombre en someterse a una intervención de este tipo, tras dos intentos fallidos anteriores de trasplante de corazón animal en EE.UU. Finalmente, el triste desenlace del caso de Slayman ha llegado a los dos meses de esta intervención pionera que ha abierto la puerta a nuevos xenotrasplantes y que no ha estado exenta de polémica por la discutida conveniencia de esta intervención. 



Te puede interesar
medicina-familia-mir
Medicina de familia se queda atrás en la elección MIR