logo_medicina
Síguenos

Desarrollan “nanotatuajes” para monitorizar cada célula del cuerpo

Estos dispositivos ayudarán a los médicos a diagnosticar y tratar enfermedades mucho antes y no esperar hasta que todo el órgano esté dañado

Compartir
Desarrollan “nanotatuajes” para monitorizar cada célula del cuerpo
Conjunto de nanopuntos de oro en una célula de fibroblastos / KAM SANG KWOK Y SOO JIN CHOI, GRACIAS /UNIVERSIDAD JOHNS HOPKINS

Por Andrea Rivero

10 de agosto de 2023

Bioingenieros de la Universidad John Hopkins, de Estados Unidos, han desarrollado tatuajes a nanoescala, mediante puntos y cables que se adhieren a las células vivas, en un importante avance que acerca a los profesionales sanitarios e investigadores a poder realizar un seguimiento de la salud de las células una por una. Esto, en un futuro, podría ayudar a los médicos a detectar y tratar enfermedades mucho antes de que se desarrollen ampliamente. 

Esta nueva tecnología permite, por primera vez, la colocación de elementos ópticos y electrónicos en células vivas con dispositivos similares a los tatuajes, que se flexionan y se adaptan a la estructura exterior húmeda y fluida de estos organismos. De acuerdo con David Gracias, profesor de ingeniería química y biomolecular en dicha universidad, “en el futuro nos gustaría tener sensores para monitorear y controlar de forma remota el estado de las células individuales y el entorno que las rodea en tiempo real. Si tuviéramos tecnologías para rastrear la salud de células aisladas, tal vez podríamos diagnosticar y tratar enfermedades mucho antes y no esperar hasta que todo el órgano esté dañado".

El trabajo, publicado en la revista científica Nano Letters, de la Sociedad Americana de Química, explica cómo estos “nanotatuajes”, 10 veces más pequeños que la cabeza de un alfiler, cierran la brecha entre los tejidos vivos y los sensores y materiales electrónicos convencionales, según los desarrolladores, “son esencialmente como códigos de barras o códigos QR”.

Los investigadores construyeron los tatuajes con oro, un material conocido por su capacidad para evitar la pérdida o distorsión de la señal de un cableado electrónico. Luego, los unieron a las células que producen y sostienen el tejido en el cuerpo humano, llamadas fibroblastos, se trataron con pegamentos moleculares y se transfirieron a las células, utilizando una película de hidrogel de alginato, que se disuelve después de que el oro se adhiere a la célula. "Hemos demostrado que podemos unir nanocircuitos complejos a las células vivas, mientras nos aseguramos de que la célula no muera. Es un resultado muy importante que las células puedan vivir y moverse con los tatuajes porque a menudo hay una incompatibilidad significativa entre las células vivas y los métodos que usan los ingenieros para fabricar la electrónica", explica el profesor Gracias. 

Ahora, el equipo tiene el objetivo de unir nanocircuitos más complejos que puedan permanecer unidos períodos más largos y, también, experimentar con diferentes tipos de células.



Te puede interesar
cambio-climatico-aumento-mortalidad
Los efectos del cambio climático provocarán un aumento de la mortalidad, según la ONU
sanidad-aprueba-dos-medicamentos-contra-vih
Darias anuncia la aprobación de dos nuevos medicamentos inyectables contra el VIH
armengol-pago-mascarillas-fondos-europeos-saber-no-aptas
Armengol pagó las mascarillas con fondos europeos a pesar de saber que no eran aptas