logo_medicina
Síguenos

El infierno de estar siempre al borde del orgasmo

El síndrome de excitación sexual persistente es una excitación genital desajustada e involuntaria que sucede en un contexto no erótico y produce un gran malestar físico y psicológico

Compartir
El infierno de estar siempre al borde del orgasmo

Por Gema Puerto

27 de marzo de 2023

La expresión de origen francés “la petite mort” (la pequeña muerte) o la muerte dulce, hace referencia al más ansiado objetivo de las relaciones sexuales: el orgasmo, una intensa y placentera sensación que responde a factores neurológicos y que desencadena una serie de acontecimientos sanguíneos, hormonales y emocionales incalculables. Pero ¿qué ocurre cuándo estos factores neurológicos se desencadenan de forma no deseada, durante días u horas y en momentos inoportunos como un movimiento brusco en el autobús, montar en bicicleta o realizar determinados estiramientos?

Hablamos del síndrome de excitación sexual, un trastorno que afecta en su mayoría a mujeres y que consiste en sentir excitación genital espontánea sin estar viviendo ni pensando en una situación erótica. La libido de las mujeres que lo sufren despierta varias veces durante el día notando un “calor” muy localizado en la zona genital y una excitación constante, casi al borde del orgasmo, que sólo pueden aplacar durante algunos minutos mediante la masturbación.

Como explica la sexóloga y ginecóloga Myriam Ribes, el persistent genital arousal disorder o PGAD, por sus siglas en inglés, se manifiesta mediante “una excitación genital no deseada, intensa y espontánea como hormigueo o palpitaciones. Es una respuesta de orgasmos desajustados a estímulos que produce mucho malestar físico y psicológico. Hay personas que sufren tanta ansiedad que han llegado a suicidarse”, añade Ribes.

Síntomas y causas

El síntoma principal del PGAD es una serie de sensaciones continuas e incómodas alrededor de los tejidos genitales, incluidos el clítoris, los labios, la vagina, el perineo y el ano. Las sensaciones que experimenta una persona se conocen como disestesias y pueden incluir humedad, picor, presión, golpeteo, hormigueo o quemazón. “Los síntomas pueden hacer que la persona con PGAD sienta constantemente que está a punto de experimentar un orgasmo. También pueden experimentar oleadas de orgasmos espontáneos”, añade Ribes. Estas situaciones pueden sobrevenir en los momentos más inoportunos, sin poder hacer nada por evitarlo. Es un mecanismo muy similar al mecanismo de la sucesión de estornudos de las alergias, como explican los expertos.

Actualmente, los casos estudiados sólo hacen referencia a mujeres, aunque no se descarta que este trastorno lo sufran también los hombres. Se desconocen las causas que lo originan, aunque los médicos apuntan a una hipertonía muscular pélvica, o aumento excesivo del tono de los músculos del suelo pélvico, incapaz de relajarse de manera voluntaria.

Otras razones que podrían explicar este trastorno son causas psicológicas, consumo de fármacos o hipersensibilidad nerviosa; aunque, como apunta Rives, una de las explicaciones con más base científica, es la que ofrece el neurofisiólogo estadounidense Barry Komisaruk, que relaciona este trastorno con un problema de médula denominado quistes de Tarlov situados en la zona sacra de la espina dorsal, justo desde donde sale el nervio pudendo, que es el nervio que recibe la sensibilidad de los genitales.

Tratamiento

A pesar de que no existe un tratamiento concreto para el síndrome de la excitación sexual persistente, la ginecóloga Rives propone la terapia sexual, así como un tratamiento farmacológico inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina (ISRS), por ejemplo.

Además, la fisioterapia del suelo pélvico, combinada con terapia cognitiva basada en la atención plena pueden ayudar, aunque los datos son escasos. Ya que es trastorno sexual muy grave y minoritario. En definitiva, los orgasmos no son siempre maravillosos y pueden convertirse en un verdadero infierno para algunas personas, sobre todo, cuando son incontrolables.



Te puede interesar
consejero-sanidad-aragon-eficiencia-presupuestaria
“La nueva ministra no nos ha transmitido soluciones que aborden los problemas reales”
violencia-contra-medicos
Violencia contra médicos
dr.-j.-antonio-gil-lahorra.-evitar-la-fuga-de-profesionales-1655285750318
Evitar la fuga de profesionales