logo_medicina
Síguenos

Los hospitales de Ribera realizan más de 9.000 mamografías y tomosíntesis al año y 2.000 con contraste

La doctora Julia Camps, jefa del área de la Mama, resalta la precisión de la mamografía con contraste para detectar tumores malignos

Compartir
Los hospitales de Ribera realizan más de 9.000 mamografías y tomosíntesis al año y 2.000 con contraste
Julia-Camps, Cristina Cristos y Guadalupe Hernández, radiólogas del área de la mama del Grupo Ribera

Por Maísa Barreno

26 de octubre de 2023

Los centros sanitarios del Área de la Mama del Grupo Ribera se han posicionado como un referente en los programas de cribado para la detección precoz del cáncer de mama en mujeres mayores de 45 años. Concretamente, destacan por su tecnología los Hospitales Universitarios de Vinalopó (Elche) y Torrejón (Torrejón de Ardoz), los hospitales de Denia (Alicante), Ribera Povisa (Vigo), Ribera Polusa (Lugo) y el Ribera Hospital de Molina (Murcia); todos ellos centros de prestigio internacional con profesionales especializados en los procedimientos más innovadores.

La jefa corporativa del Área de la Mama, la doctora Julia Camps, ha puesto de relieve la precisión de la mamografía con contraste para la detección de tumores malignos, la rapidez del procedimiento y la ausencia de listas de espera.  “Su sensibilidad es casi la misma que la de la resonancia magnética”, explica. Por otro lado, la doctora Camps señala las ventajas de la mamografía con contraste para la detección de la angiogénesis tumoral en pacientes que, por contraindicación médica, no pueden hacerse una resonancia magnética.

La experiencia de los hospitales del Grupo Ribera con la mamografía con contraste es destacada, especialmente en el Hospital Universiario de Vinalopó, donde la tomosíntesis Hologic y el sistema CEM se utilizan desde febrero de 2020 y se han realizado más de 3.100 exploraciones, y en el Hospital de Torrejón, donde estas técnicas se utilizan desde septiembre de 2019. Desde ese momento hasta enero de 2023, se han realizado 2.600 procedimientos CEM. 

En ambos casos, estas tecnologías fueron empleadas principalmente para el seguimiento de pacientes con cáncer de mama. En algunos casos se han encontrado, incluso, segundos cánceres de tamaños inferiores a un centímetro, no visibles en la mamografía, lo que impacta favorablemente en el pronóstico de estas pacientes. 

En el Hospital Ribera Povisa, explica la doctora, “disponemos de un mamógrafo con contraste y tomosíntesis desde febrero del 2023, que, además, puede realizar biopsias guiadas por mamografía con contraste, algo muy poco común en España” y en el Hospital Ribera Polusa “disponemos del único tomosíntesis de toda el área”. 

La mamografía con contraste brinda la posibilidad de evitar exámenes de seguimiento y biopsias innecesarias, especialmente en lesiones sospechosas como distorsiones de la arquitectura, densidades asimétricas, pseudo nódulos y nódulos que no están claros. Además, resulta más fácil programar un examen con mamografía con contraste que una resonancia magnética, de hecho, en cada uno de los dos hospitales donde la técnica CEM está más implantada, se realiza una media de 16 procedimientos de mamografía con contraste por semana, lo que hace que los tiempos de espera sean prácticamente inexistentes.  “El tiempo necesario para realizar todo el procedimiento CEM, incluido el acceso intravenoso, es de unos 15 minutos, es decir, más corto que el necesario para la resonancia magnética”, aclara la doctora. 

La utilización de la mamografía con contraste para el seguimiento de las pacientes con antecedentes de cáncer empleada por el Área de la Mama del Grupo Ribera es algo único en Europa y los resultados de este seguimiento, aseguran desde el grupo, serán publicados con brevedad.



Te puede interesar
la-cam-lanza-recomendaciones-a-los-hospitales-para-el-manejo-de-pacientes-con-viruela-del-mono
La CAM lanza recomendaciones a los hospitales para el manejo de pacientes con viruela del mono
futbol-carrusel-emociones
Fútbol: un carrusel de emociones a flor de piel
relacion-tabaco-jovenes-reduccion-materia-gris-cerebro
Relacionan la falta de materia gris en el cerebro de los adolescentes con el consumo de tabaco