logo_medicina
Síguenos

Adiós al mito de beber dos litros de agua al día

Un nuevo estudio publicado en la revista Science revela que la cantidad de agua que necesita cada uno depende de muchos factores

Compartir
Adiós al mito de beber dos litros de agua al día

Por Julia Porras

29 de noviembre de 2022

Beber dos litros de agua. ¿Quién no ha escuchado en algún momento esta recomendación? Sin embargo, un nuevo estudio, publicado en la revista Science, y realizado entre más de 5.600 personas, ha revelado que el agua que necesita cada uno depende de muchos factores. Entre ellos, la cantidad de agua que su cuerpo renueva al día por su condición física, por su peso, edad o porque practique o no deporte.

Además, según el estudio, realizado por más de 90 investigadores de instituciones de prestigio como el Centro de Biotecnología y Departamento de Ciencias Nutricionales de la Universidad de Wisconsin-Madison (Estados Unidos) o el Instituto Nacional de Innovación Biomédica, Salud y Nutrición de Japón, los aspectos ambientales y la zona donde se viva también son factores determinantes para saber qué cantidad de agua debe beber cada persona. Así por ejemplo, los bebés son los que más agua sustituyen a diario en su cuerpo, renuevan al día casi el 28%; y los hombres necesitan más agua que las mujeres y los deportistas más que los sedentarios.

El cambio climático está provocando mayores episodios de sequía en todo el mundo, haciendo que el agua potable sea cada vez más un bien escaso en algunas zonas del planeta. 

Por esta razón uno de los investigadores del estudio, el profesor Yamada, utilizó una técnica de etiquetado de isótopos para seguir la ingesta y pérdida de agua en individuos en una amplia gama de entornos y condiciones de vida. Así, descubrió que la entrada y salida total de agua varió según determinados factores, incluido el tamaño corporal, la actividad física, la temperatura del aire, la humedad y la altitud. Tras ello, los autores derivaron una ecuación para predecir el uso del agua según dichos parámetros. 

La ingesta de agua es regulada por el propio organismo, que utiliza cada día la que necesita y expulsa la que no. Es lo que se denomina como WT, el índice que refleja el agua utilizada por el cuerpo cada día. Los investigadores hallaron ese índice humano en 5.604 personas con edades comprendidas entre los ocho días hasta los 96 años, en 23 países utilizando el método de isótopos.  La edad, el tamaño corporal y la composición se asociaron significativamente con el WT, al igual que la actividad física, el estado atlético, el embarazo, el estado socioeconómico y las características ambientales (latitud, altitud, temperatura del aire y humedad).  “Los valores obtenidos por el estudio van desde la necesidad de ingerir un litro hasta seis al día”, aseguran en el informe.

“Ya desde hace tiempo los nutricionistas avisábamos de que beber ocho vasos de agua al día no era una buena recomendación para toda la población”, explica la nutricionista María del Mar Silva Rivera.

Tampoco es lo mismo lo que necesitan los niños que los adultos. Por ejemplo, los ancianos “no se pueden fiar de su sensación de sed, para decidir beber agua, porque la sensación de sed se puede perder si se la ignora”.

La ingesta de agua tiene mucho que ver también con la alimentación. “Si una persona es deportista o lleva una dieta con alimentos más ricos en agua, como verduras, frutas u hortalizas, no necesitará ingerir tanta agua”, asegura Silva.

También hay que distinguir entre personas que toman medicación y no, porque algunos medicamentos como los diuréticos, pueden causar necesidad de beber más agua. “Por otra parte las personas que tienen problemas de riñón tienen que beber menos, solo la cantidad que les prescriba el nefrólogo”.

Pero lo más importante, según la nutricionista es “hacer caso a nuestras sensaciones y beber cuando tengamos sed”. Y la prueba definitiva de que estamos bebiendo el agua suficiente es observando nuestra orina. “Si tiene un color amarillo clarito o es transparente es que estamos ingiriendo la cantidad de agua suficiente y necesaria para nuestro organismo. En caso contrario, hay que beber más o acudir al especialista”, concluye Silva.

 

 



Te puede interesar
cuando-tu-vida-depende-de-un-trasplante-1648639808309
Cuando tu vida depende de un trasplante
sanidad-activa-un-plan-nacional-de-prevencion-contra-el-calor-1653045201037
Sanidad activa un Plan Nacional de prevención contra el calor
por-que-empieza-antes-la-pubertad-1655118763584
¿Por qué empieza antes la pubertad?