logo_medicina
Síguenos

Adiós a los mareos en el coche

Citroën ha desarrollado las gafas Seetroën con una eficacia del 95%

Compartir
Adiós a los mareos en el coche

Por Lucía de Mingo

20 de abril de 2022

¿Quién no ha dicho en alguna ocasión “baja la ventanilla que me mareo” o “saca la bolsa de plástico de la guantera”? Viajar en coche, tren, avión o barco se convierte en un verdadero reto para muchas personas. Esta sensación de mareo, conocida científicamente como cinetosis, se relaciona con el desajuste entre el sistema visual y el vestibular, vinculado al equilibrio y al control espacial.

Vómitos, náuseas, falta de equilibrio… son algunas de las consecuencias que podemos tener cuando nos mareamos. Previos a estos síntomas se encuentran los bostezos, la salivación, la somnolencia, la palidez, la sudoración fría o la hiperventilación.

Cuando el vehículo acelera o reduce la velocidad nuestro oído interno percibe que nos estamos moviendo. No obstante, si no lo vemos porque tenemos un asiento delante, estamos leyendo, con el teléfono móvil o mirando a la persona con la que hablamos el sistema nervioso central recibe mensajes contradictorios. Es aquí cuando podemos tener problemas vinculados a nuestro equilibrio corporal.

Con el objetivo de acabar con este “mal de transportes”, la marca automovilística de Citroën ha creado las gafas Seetroën. Para ello ha sido indispensable el uso de la tecnología desarrollada por la start-up francesa Boarding Ring. Con una tasa de eficacia del 95% en tan solo 12 minutos la sensación de mareo desaparece, para ello hay que ponerse estas gafas en cuanto se empiezan a notar los primeros síntomas.

Pero ¿cómo funciona? Las gafas tienen un líquido azul que se van moviendo por los anillos, tanto por los de los laterales como por los de alrededor de los ojos. Así, las gafas recrean la línea del horizonte, resolviéndose el conflicto sensorial que causa el mareo. Gracias a esto la mente es capaz de sincronizarse con el movimiento percibido por el oído interno, mientras que los ojos se fijan en otro punto como puede ser un libro o un móvil.

Pueden ser utilizadas por adultos y niños a partir de 10 años. Al no tener cristales, se pueden compartir con toda la familia, compañeros de viaje, etc. También se pueden usar encima de otras gafas.



Te puede interesar
esabastecimiento-misterioso
Desabastecimiento misterioso
fallece-inesperadamente-inigo-lapetra-director-de-comunicacion-del-consejo-general-de-enfermeria-1657531499456
Fallece Iñigo Lapetra, director de comunicación del Consejo General de Enfermería
mindfulness-para-trauma
Mindfulness, el secreto para superar el trauma y los problemas de salud mental de los jóvenes