logo_medicina
Síguenos

Inflarse los “morros” a los 14 años

Compartir
Inflarse los “morros” a los 14 años

Por Peter BABEL

26 de febrero de 2024

Escribo “morros” refiriéndome a los labios, porque el diccionario de la RAE admite esa acepción, no solo referida a los animales, sino a las personas con labios excesivamente abultados. Algunas de mis amigas “de cierta edad”, o sea, “que es cierto que no cumplirán los sesenta”, aparecen, súbitamente, con unos labios abultados, consecuencia de su paso por alguna clínica de estética.

Como yo también tengo “cierta edad”, ya he constatado que la mayoría de las personas suelen notar que alguna parte de su cuerpo no les agrada, pero todas están satisfechas con su inteligencia, y nadie acude a intentar que sea más ágil, más capaz, más resistente en lo emocional, mientras se someten a dietas, ejercicios físicos incómodos, e incluso operaciones quirúrgicas para que no se noten las arrugas, es decir, no se note el paso del tiempo. Bueno, al ser mayores de edad, y al vivir todavía en un país relativamente libre, que cada uno haga lo que quiera. Sin embargo, hay una circunstancia inquietante, y es que ya hay adolescentes, que no esperan a remediar el paso de los calendarios, sino que se abultan los labios, mucho antes de que éstos lleguen a desarrollarse de manera definitiva.

Como yo también he tenido hijas adolescentes -y me han dado ganas de pedir socorro- comprendo su desorientación y alboroto hormonal, pero no podemos cerrar los ojos a quienes, de una manera canalla e irresponsable, son cómplices de esa barbaridad. Porque la adolescente puede tener claros sus deseos de que sus labios lleguen dos minutos antes que sus orejas, pero no tiene puñetera idea de implantarse silicona o cualquier otra sustancia. Bueno, pues el cómplice es un canalla, y si queda algo de sentido de la responsabilidad, debemos denunciarlo. Vamos, que tiene prohibido comprarle un paquete de tabaco a su padre, por ser menor de edad ¿y puede ponerse unos morros de loca septuagenaria?

No es una cuestión de moral: es una cuestión de salud, y de delitos contra la salud, sobre víctimas menores de edad.



Te puede interesar
juan-abarca-sanidad-publica
Juan Abarca: "El futuro de la sanidad pública pasa por la gestión empresarial"
semergen-oafi-mejorar-asistencia-articular
Semergen se une a la Fundación OAFI para mejorar la asistencia a pacientes religiosos con problemas de salud articular
descubren-nuevo-biomarcador-detecta-cancer-colorrectal-antes-manifieste-sintomas
Descubren un nuevo biomarcador que detecta el cáncer colorrectal antes de que manifieste síntomas