logo_medicina
Síguenos

El Clinic utiliza, por primera vez, la estimulación cerebral profunda para tratar la cefalea en racimos

Esta técnica ya ha demostrado su efectividad para el Parkinson y la epilepsia, pero no se había testado en otras enfermedades neurológicas

Compartir
El Clinic utiliza, por primera vez, la estimulación cerebral profunda para tratar la cefalea en racimos

Por Eva Abajo

9 de mayo de 2023

La cefalea en racimos es una afección neurológica, profundamente invalidante, caracterizada por la aparición de un dolor pulsátil y repetitivo que se inicia en brotes que duran entre quince minutos y tres horas. Estos dolores pueden ir acompañados de enrojecimiento de los ojos, congestión nasal, edemas en los párpados e intolerancia a la luz, conocida como fotofobia.

Hasta la fecha, el tratamiento habitual de esta afección implicaba la prescripción de fármacos, suministrando triptanes y anestésicos locales. No obstante, muchos pacientes no respondían de manera favorable a la medicación. Ahora, el Hospital Clínic de Barcelona ha utilizado, por primera vez en España, la estimulación cerebral profunda. Esta técnica ya ha demostrado su efectividad para tratar el Parkinson y la epilepsia, pero no se había testado su eficacia en el tratamiento de otras enfermedades neurológicas.

La investigación desarrollada por el Clínic consiguió ubicar el origen de las crisis en una zona cercana al hipotálamo. Para prevenir su inicio, el equipo de neurocirugía implantó en el cerebro de un paciente de 58 años varios electrodos, con el objetivo de modular su actividad cerebral y así detectar las crisis antes de que fueran percibidas por el afectado.  De forma simultánea, el equipo quirúrgico monitorizó la actividad cerebral del enfermo por medio de un escáner y una resonancia intraoperatoria.

El paciente, antes del tratamiento, presentaba varios episodios de dolor de cabeza intenso, la mitad de ellos nocturnos, que repercutían de forma directa en su calidad de vida y le impedían desarrollar sus actividades cotidianas. Estos ataques, de repetición periódica durante los últimos diez años, no mostraban remisión ante ninguna medicación.

El éxito de la estimulación cerebral ha quedado acreditado cinco meses después, cuando se desconectaron los electrodos y el afectado sufrió una recaída, que se resolvió de forma favorable en el momento en el que se reanudó el tratamiento. Siguiendo las directrices pautadas por los médicos, el paciente no ha vuelto a presentar síntomas propios de los brotes y tampoco ha necesitado recurrir a la medicación.

De acuerdo con la información obtenida en el estudio, no es necesario llevar a cabo la estimulación cerebral de forma continua, sino que basta con aplicar el tratamiento cuando se detecte el inicio de un periodo de crisis. De esta manera es posible alargar la vida útil del dispositivo implantado y reducir los efectos adversos que la estimulación cerebral puede tener sobre las conexiones neuronales.

Este nuevo abordaje de la cefalea en racimos supone un gran avance y ofrece a los enfermos crónicos la posibilidad de llevar una vida normal, no limitada por los brotes y el dolor.



Te puede interesar
fenin-mujer-ciencia-smart-woman-awards
Fenin reconoce la labor de la mujer en la ciencia en los ‘Smart Woman Forum & Awards’
otitis-en-verano-como-podemos-evitarla-1658828234257
Otitis en verano ¿cómo podemos evitarla?
sindrome-corazon-roto
¿Existe el síndrome del corazón roto?